El repartidor a domicilio será uno de los perfiles más solicitados, ya que “estas fechas son proclives a aumentar la demanda del envío a domicilio porque “ya no hace falta ir a un restaurante para disfrutar de una velada gastronómica con amigos o familia, y eso hace que sea cada vez más habitual las reuniones o cenas dentro de una vivienda”.

En sintonía con los nuevos modelos de negocio de envío a domicilio y con la realización de eventos, un responsable de almacén que “supervise el suministro y la gestión del stock de productos para su venta, así como del material necesario para su transporte”, es también un puesto clave para esta campaña.

El preparador de pedidos será también un perfil importante para complementar el trabajo del repartidor a domicilio y del responsable de almacén porque al fin y al cabo es el nexo que une a ambos profesionales de la entrega a domicilio. Su labor de agilizar los pedidos, clasificarlos para la recogida del repartidor y supervisar que los platos sean acorde a la comanda realizada son sus funciones más reconocidas y valoradas.

En cuarto lugar, es cada vez más necesario que una persona o un equipo se encarguen de adecuar la demanda de clientes a la oferta disponible en el restaurante. Si bien las páginas webs facilitan mucho esta labor es necesario que alguien lo supervise y lo gestione de cara a poder sacar más rendimiento a estos días de gran afluencia”, dice el director general de Hosteleo. El comercial de reservas sería el perfil indicado en este caso.

Por último, destaca el cocinero de catering, un profesional en este caso encargado de ayudar en la realización de eventos fuera del establecimiento con las mismas garantías que si realizara en las instalaciones de la empresa es un lujo, especialmente en estas fechas. Por ello un buen conocimiento de la carta y los procesos de transporte y almacenaje de los productos será sin duda un valor añadido.